Instrumental de James Rhodes

el

Ser únicamente quien eres, en un mundo que hace todo lo posible, continuamente, por convertirte en todos los demás, implica luchar la batalla más difícil que puede librar cualquier ser humano; y no dejar nunca de hacerlo.

Instrumental de James Rhodes, editorial Blackie Books

James Rhodes puso su libro Instrumental a disposición de todo el mundo gratuitamente el 16 de marzo, en cuanto inició el confinamiento. Por supuesto que lloré cuando vi su tuit: porque llorar con cualquier atisbo de generosidad humana es ya un rasgo característico de mi existencia, especialmente cuando se empeñan día tras día en convencernos de que el mundo se acaba, de que estamos perdidos, de que no hay vuelta atrás.

Estaba contenta. Creía que íbamos a aprender una lección. Luego recordé que ninguna, NINGUNA LECCIÓN es eficaz si para aprenderla tiene que haber tanto sufrimiento, si se tiene que morir tanta gente. Y que en cierta forma estaba contribuyendo a esa mentalidad capitalista, por la que todo tiene que servir para algo, hasta las experiencias, esa obsesión por definir que las cosas pasan siempre por algún motivo. Las cosas pasan, incluidas las pandemias. Lo que marca la diferencia es cómo somos capaces de afrontarlas y en qué nos convertimos cuando todo acaba. Después de este debate conmigo misma, apagué la tele, intenté olvidarme de los recuentos de muertos y dejé de mirar lo que había fuera para mirar hacia dentro. Tal y como te explica cualquier profesor de meditación en cualquiera de los millones de vídeos de youtube al respecto.

Mi regla viendo como estaba cavando mi propio pozo de miseria

Pero la luz seguía apagada y todo estaba muy oscuro y los primeros calambres de la menstruación empezaban a hacerse notar y no tuve más remedio que refugiarme en Instrumental, un libro al que le tenía ganas pero que tenía aparcado para un momento perfecto. El tuit de James parecía una señal. Antes de seguir, debo advertiros: este libro no es el libro que yo recomendaría para momentos de nostalgia y melancolía.

La verdad es que lo más fácil del mundo es cortar y salir corriendo. De todo, no solo de las relaciones. Así se evita cómodamente asumir la responsabilidad de las cosas, aprender lecciones que son imprescindibles en determinado momento; también se refuerza el sentimiento de culpa y asimismo garantiza, al menos en mi caso, que se repetirán las mismas movidas con otra persona.

Instrumental de James Rhodes, editorial Blackie Books

Instrumental es un libro visceral, que te remueve como esas ansias locas de vaciar la nevera a las 3 de la mañana. Es un libro personal, con todo el sentido de la palabra PERSONA. Es ver como todas las capas de un ser han caído y, desde el suelo, intentar recogerlas, colocarlas, sabiendo que es imposible, que mientras ocurre, se van creando millones de capas más. Es la historia de una regeneración constante, de un bucle de superaciones. Es difícil porque es honesto, porque araña por dentro. Me dejó rota, sí, pero con la certeza de que las cosas rotas siguen funcionando, por muy incoherente que parezca.

Yo leyendo las movidas de los rockstars clásicos en pijama

Sería fácil hablar de Instrumental teniendo en cuenta el papel de la música, en como ésta constituye una especie de luz sanadora que da sentido y recoloca los pedazos. La verdad es que he disfrutado con cada una de las historias que cuenta James Rhodes sobre Chopin, Beethoven o Bach. Sin embargo, creo y quiero creer que no ha sido más que una herramienta, que James se salva a sí mismo una y otra vez, con lo que tiene. Y eso me pone feliz. Porque aunque lo que le pasó a James Rhodes es horrible y no debería pasarle nunca a nadie, repito: NUNCA A NADIE, sí confirma mi teoría de que somos unos supervivientes. Que sabemos adaptarnos y modificarnos ante cualquier cosa y eso es increíble, porque demuestra que el futuro existe. Que las cosas se pueden hacer de otra manera. Que no todo está perdido. Que el mundo está en nuestras manos. Siempre lo ha estado.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .